Libros

Libros Leídos Primer Semestre 2013


Siguiendo con mi meta de leer libros a continuación la lista de este semestre. En total leí 14 libros, un promedio de 2 por mes. Básicamente la estrategia sigue siendo la misma: leer en el transporte y otro tanto los fines de semana. Como esta entrada ha quedado demasiado larga (y eso que intenté reducirla al máximo), no sé si conservaré el ritmo de publicar cada 6 meses, quizá tenga que hacerla cada 3 o menos.

1. Baila, Baila, Baila

Haruki Murakami

La historia gira entorno a la idea de que “todo esta conectado” (así al estilo Cloud Atlas) y el protagonista tiene que intentar desenmarañar ese conjunto de sucesos que comienzan a pasarle y lo quieren conducir a algo. Solo así podrá cerrar una etapa de su pasado y darle pie a una nueva. Hay en varias partes una crítica hacia el capitalismo y sus vicios que también disfruté mucho.
El final es muy al estilo Murakami dejando siempre incógnitas abiertas aunque esta vez me parece que la historia cierra más perfecta y contundente que en otros casos. A estas alturas, después de leer casi todo su repertorio traducido hasta ahora al español, me gustó aunque se sienten muy parecida a otras de sus historias.

2. Purga

Sofi Oksanen

Purga vino de un comentario de Oscar Reyes (@OscarRyz). Ganó el premio a mejor novela del año en varios concursos de literatura europeos y es el tercer libro de Sofi Oksanen, una joven escritora finlandesa.

Concebida originalmente como una obra de teatro, Purga nos narra el encuentro de dos mujeres de distintas generaciones unidas con un pasado común. Zara, la más joven, huye de la mafia rusa y la explotación sexual. Aliide Truu, la anciana, vive en Estonia y ha sido parte de los acontecimientos que han moldeado al país desde poco antes de la Segunda Guerra Mundial hasta la independencia de Estonia. Estonia curiosamente es uno de los países que por  hallarse “de paso” entre Alemania y Rusia, vivió trágicos episodios de ocupación alternada entre sovieticos y alemanes y donde era fácil convertirse en héroe o traidor de la noche a la mañana. Aunque el inicio puede resultar un tanto confuso, poco a poco la historia mejora y el final se va volviendo casi predecible aunque aún sabe conservar algunas sorpresas. La lectura también se enriquece por detalles históricos poco conocidos donde se llega a hacer referencia a las deportaciones a Siberia lo mismo que la catástrofe de Chérnobil. Sin duda un buen libro.

3. Como una ola

Gonzálo Segundo

Esta es la primera novela que escribe mi amigo @gonzalosegundo_ y que esperovengan muchas más. Es una historia muy simple, de fácil lectura pero entretenida. Nos cuenta la historia de 4 mujeres ubicadas en alguna costa de México en algún punto del siglo pasado y sus vivencias con respecto al amor.

4. Criptonomicón I: El Código Enigma

Neal Stephenson

Un libro definitivamente para geeks y amantes del género de la ficción. Llegué a el gracias a otro gran amigo, @rodrigo_salado y pese a que puede resultar un poco complicado, definitivamente tiene con que atraparte. Aquí hay 2 historias, la primera con Lawrence Waterhouse, un matemático en plena Segunda Guerra Mundial trabajando al lado de nada menos que Alan Turing, descifrando mensajes ocultos del enemigo.  La segunda a finales de los años 90′s en pleno boom de Internet y las startups y con Randy Waterhouse, el nieto de Lawrence, un brillante criptohacker que crea una empresa con base en Filipinas montando un paraíso de datos que ha de convertirse en el mayor exponente de la libertad informática: la Cripta.
Este es el primero de 3 volúmenes y las cosas al final quedan a medias pero muy bien dispuestas para el siguiente tomo. Desafortunadamente no he logrado conseguir los otros dos. El tono de la escritura es retador e inteligente lo cual me gusta bastante. La traducción, aunque llena de palabras “españolas” es sin duda un excelente trabajo del gran Pedro Jorge.

5. Después del terremoto

Haruki Murakami

Seis relatos donde el terremoto que asoló a Kobe, Japón en 1995 tiene cierta relevancia. He de confirmar con este libro que las historias cortas de Murakami no me terminan de gustar. No son malas pero tampoco memorables. El terremoto también en la mayoria viene a ser un mero pretexto, un evento incidental que no cobra mayor relevancia.

6. After Dark

Haruki Murakami

Esta me gustó aunque de nuevo la sentí incompleta. Sin embargo esta novela si tiene ciertas peculiaridades comparada con el resto de la obra de Murakami. El relato es lineal y el tiempo es muy marcado,  todo ocurre en una noche en un periodo de unas 9 o 10 horas (las horas son marcadas en cada capítulo con un reloj como si se tratase del título del capítulo). Hay un narrador omnipresente que todo lo veo y se hace manifiesto mucho más que en cualquier otra novela del autor.

La historia es curiosa, tenemos a Mari leyendo en un restaurant a altas horas de la noche cuando se encuentra con Takahashi, un viejo amigo de su hermana (aún enamorado de ella) y comienzan a platicar. Simultáneamente en otro punto de paralelo, no sabemos si real, imaginario o metafórico, la hermana de Mari descansa dormida sobre una cama mientras de una televisión un personaje malévolo la comienza a acechar.

7. Vampiros

Jacobo Siruela

Interesante antología de relatos sobre vampiros repasando sus orígenes y evolución a lo largo de la historia. El prólogo hace una amplia y detallada presentación de los relatos contenidos en el libro. En lo particular, este es mi primer libro sobre vampiros y me gustó mucho, especialmente porque desvela los orígenes de estas historias y el significado detrás de la figura del vampiro (el cual al final de cuentas dice mucho acerca de los deseos de la humanidad a lo largo de los siglos).

También es curioso como la literatura de terror como género ha ido cambiando, las primeras historias sobresalen por el manejo del estilo de escritura muy elegante sin generar demasiado terror mientras que conforme avanza las historias parecen ir subiendo de intensidad y se vuelven más explícitas aunque aún perdura un buen manejo del miedo psicológico. Un libro que vale la pena para quien quiera adentrarse a este género.

8. Criadas y señoras

Kathryn Stockett

Criadas y Señoras (The Help) entró de inmediato a mi lista de películas favoritas así que esperaba con muchas ganas poder leer la novela en la cual se inspira la película. Para quien aún no lo sabe, la historia se ubica en los años 60 en Misisipi, Estados Unidos donde aún predominaban reglas de segregación por raza y donde muchas mujeres negras servían como criadas en casas de blancos. Será aquí donde “Skeeter”, una joven blanca y universitaria decide darle voz a estas mujeres discriminadas escribiendo un libro con las vivencias de ellas sin saber que están a punto de desatar una tormenta.

Tanto el filme como el libro valen la pena aunque he de admitir que prefiero quedarme con la versión “rosa” que nos cuenta la película. El libro, derrumba un poco el encanto del filme al mostrarnos una versión más realista con personajes más humanos que guardan caras buenas y malas y eso es a la vez, lo rescatable. Veremos a una Skeeter que se transforma y convence gradualmente de lo que esta haciendo, las criadas negras también son “racistas” a su manera y en general todo personaje tiene un lado obscuro que la película no muestra pero que al final aporta mucho para el que quiere más de la historia. Muy recomendable.

9. El fin del mundo y un despiadado país de las maravillas

Haruki Murakami

Inteligente historia que con válida razón aparece entra las favoritas de los fans de Murakami. En cierta semejanza con 1Q84, corren 2 historias a la par y se cuentan alternando los capítulos. Una ocurre en una ciudad llamada “el fin del mundo” y la otra en un Tokio del futuro llamado “el país de las maravillas”. Con el tiempo descubrimos que “el fin del mundo” es en realidad un mundo que ocurre en la conciencia del mismo personaje principal que vive en “el país de las maravillas”, es decir, el mundo real (quizá le perciba cierto sabor a Matrix). Y todo el embrollo se debe a que en el mundo real el protagonista es un informático y sobreviviente de un programa de experimentación sobre manipulación de la conciencia. En el mundo mental el protagonista intenta escapar de la ciudad mientras que en el mundo real el protagonista intenta escapar dos bandos que lo están persiguiendo como objetivo valioso.

Con esta novela he concluido la lectura de todos los libros de Murakami que se han traducido al español hasta ahora y me parece que ha sido una excelente conclusión hasta que llegue la próxima traducción, que será probablemente “El descolorido Tsukuru Tasaki y el año de su peregrinación”.

10. Watchmen

Alan Moore

Seguramente la mejor novela gráfica de Alan Moore, el excéntrico escritor que negó todo apoyo a la versión que se llevó al cine.

Para quien a estas alturas desconozca de qué va la historia, se trata de una realidad alternativa ubicada en los años ochentas. Cuarenta años atrás algunos hombres y mujeres tomaron la justicia en sus manos disfrazados de superheroes, se les llamó Los Vigilantes. Veinte años atrás, en 1960, un accidente nuclear produjo un superhumano conocido como el Dr. Manhattan con superpoderes que incluyen manejar la energía de la materia a su antojo. Para fortuna de EU, este personaje está de su lado en medio de la Guerra Fría, aunque esto solo ha elevado la tensión a un punto crítico que algunos temen culmine en una guerra nuclear entre Estados Unidos y la Unión Soviética. En medio de ese temor,  los Vigilantes han sido prohibidos por el gobierno y la mayoría se ha retirado a excepción de algunos que trabajan como agentes para el gobierno y otros que actúan en la ilegalidad. Uno de estos ilegales, Rorschach, descubre un complot para darle muerte a todos los Vigilantes y comienza a advertirlos. En la búsqueda de encontrar al autor del plan descubre que todo se trata de una conspiración mayor que tendrá efectos mundiales.

Historia obscura y llena de realismo, Watchmen explora de forma interesante la condición humana y su perversión ante el poder. Una de sus frases más emblemáticas “¿Quién vigila a los vigilantes?” resumen en gran medida el dilema principal que Moore maneja con maestría sin perder la atención de expectador, guardando sorpresas hasta el final y no particularmente finales felices. Un comic que aparte del entretenimiento puede brindar muchas otras horas de reflexión y debate.

Por cierto, debo añadir que luego de leer el comic, la película al menos visualmente me sigue pareciendo exquisita. Si bien las ilustraciones, producto del ilustrador Dave Gibbons y el colorista John Higgins, no tienen desperdicio, estamos hablando de un comic de los años 80´s (1986 y 1987 para ser exactos) y el paso del tiempo ha dejado huella haciéndolos sentir un tanto viejos y descoloridos en comparación con los comics actuales. En conclusión muy recomendable leer el comic y de paso ver la película.

11. El Artesano

Richard Sennett

A El Artesano, llegué de nuevo gracias a una recomendación, en este caso de mi estimado Isaac Ruiz (@rugi). El libro llegó en un momento oportuno porque en la vida de todo programador siempre habrá momentos donde se búsque un poco de combustible para la inspiración y la motivación en nuestros trabajos.

Aunque a este libro le dedicaré un post completo, por ahora puedo adelantar que cambió mucho mi tradicional percepción del artesano para darme cuenta que el término en realidad se extiende a casi toda profesión de la actualidad, incluyendo por supuesto la labor del programador donde incluso el término “artesano/artesanía de software” tiene artículos extensos y muy desarrollados. Una de las definiciones que me gustó para artesano es la que dice que es una persona que se encuentra en un punto medio entre el obrero y el artista. Si bien trabaja como el obrero para generar un bien o un servicio, no se limita a hacer su trabajo como un robot. Tiene y explota su creatividad como el artista, pero su ego es mucho menor que este último que suele ser más individualista en sus logros.

Es esta habilidad como artesanos la que le añade el valor a nuestro trabajo y la que a final de cuentas puede salvarnos de ser reemplazados con el tiempo por máquinas. También es esta actitud, esta mentalidad la que puede darle sentido y satisfacción a lo que hacemos. Sennett explorar muchas otras cosas como las habilidades y herramientas del artesano. También promueve fomentar esta visión en nuestros negocios y modelos de trabajo de la actualidad y de hecho parece que aún desarrolla aún más estas ideas en otros 2 libros que completarán la trilogía, el segundo ya ha sido publicado y se llama “Juntos. Rituales, placeres y política de cooperación” mientras que el tercero y último aún se está cocinando. Completamente recomendable.

12. La Sombra

John Katzenbach

Este libro no estaba en mis planes leerlo pero me lo prestó una compañera del trabajo y aproveché. El autor se volvió famoso por su novela “El Psicoanalista” y básicamente ha publicado otras varias novelas siguiendo con el mismo thriller psicológico lleno de pistas y asesinatos.

De lectura muy fácil, nos cuenta la historia de un asesino de la Segunda Guerra Mundial, un traidor judío que colaboraba con la Gestapo delatando a otros judíos para condenarlos a los campos de extermino. Ahora este asesino a quien daban por muerto, ha regresado en Miami y esta dando muerte hábilmente a judíos refugiados y sobrevivientes de aquellos sucesos. Dos detectives, uno viejo, retirado y envuelto en una profunda depresión , el otro joven e impulsivo, se dan a la tarea de buscar al escurridizo asesino antes de que complete su lista de víctimas.

13. Diario de Oaxaca: Mexico

Peter Kuper

Peter Kuper es un caricaturista estadounidense que decidió venir con su esposa y su pequeña hija a Oaxaca, México en el año 2006 en una especie de año sabático a fin de descansar y alejarse del clima político de su país. Lo que no imaginaba es que justamente ese año estallaría en Oaxaca uno de los eventos más violentos del país en los años recientes. Maestros del SNTE se manifestaron contra el gobernador Ulises Ruiz para exigir mejorar en salarios y educación y ante la falta de respuestas las manifestaciones fueron tornándose más violentas y el gobierno respondió de igual manera cobrándose la vida de más de 20 personas y golpeando gravemente el turismo y la economía de la ciudad.

Peter Kuper hace un relato gráfico de lo que vivió, de sus opiniones, percepciones y puntos de vista, los puntos de vista de un observador extranjero. El libro establece contrastes entre la belleza y riqueza del estado que nunca pasa desapercibida y las condiciones sociopolíticas tan desanimadoras que han persistido por tanto tiempo hasta nuestros días. Kuper regresó en 2008 a Nueva York, a su país. Las últimas páginas tienen un sabor de nostalgia, un extranjero más que ha sucumbido a los encantos de este extraño país llamado México.

14. La Física del Futuro

Michio Kaku

Michio Kaku es uno de los físicos teóricos que ha estado detrás de la famosa y controvertida Teoría de Cuerdas. Sin embargo, a diferencia de otros científicos que prefieren vivir alejados de las multitudes, Kaku se ha vuelto mundialmente famoso como divulgador de la ciencia (hace 2 años estuvo en Campus Party México).
Con esas credenciales, Kaku se da a la tarea de aventurarse en el futuro y lo que viene en los próximos 100 años. No es el primero ni el último, las películas y las novelas lo hacen todos los días. A todos nos gusta especular, imaginar y teorizar sobre el futuro y lo que veremos. Algunas cosas sabemos que llegarán pero no sabemos cuándo. Para marcar una diferencia ello en Kaku se respalda en entrevistas con la gente de ciencia, en proyectos en desarrollo, en prototipos ya funcionales. Aún así no puede evitar salirse por la tangente en algunas prediciones demasiado arriesgadas o bien toparse con algunas contradicciones. El último capítulo es un cuento, una hipotética visión de lo que será un día de vida en el 2100 que a mi gusto resulta pobre y un tanto absurda.
De las reflexiones más interesantes que obtuve es que el mayor limitante de lo que veremos en el futuro no tiene que ver con conocimiento, materiales u algún otra barrera del campo de la ciencia. La mayor barrera es la económica y resulta increíble que el dinero tiene un valor subjetivo resulte ser la mayor barrera. Los costos de instalaciones, equipos y laboratorios son enormes.  Algunos proyectos sencillamente se mueren por esa razón o se les considera inviables. Aún más, como sociedad no sabemos si serán esos problemas de dinero, más que las hambres, la sobrepoblación o las enfermedades las que acabarán limitando seriamente nuestras posibilidades de llegar a ese futuro mágico y asombroso que se nos pinta para el 2100.
Estándar

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s